Ducharse es mejor que bañarse


bano_durante_el_embarazo1
Esta afirmación es FALSA.
La higiene durante el embarazo es fundamental y no importa si optas por una ducha o por un baño. Muchas mujeres prefieren la ducha porque piensan que el agua puede entrar en el útero, pero éste está cerrado por el tapón mucoso, por lo que no hay peligro.
Quince días antes de la fecha del parto sí que será mejor que te duches en lugar de bañarte, ya que el tapón mucoso puede estar ablandándose. También se recomienda más la ducha cuando se tienen varices porque el calor del agua del baño produce vasodilatación.
En cualquier caso:
Si optas por el baño:
  • El agua debe estar tibia, a unos 30 ºC (más fría aumenta el riesgo de sufrir calambres, y más caliente favorece la aparición de varices). pack-essentials-champu-gel-y-leche-corporal-carelia-petits-1
  • Utiliza geles, jabones y champús neutros e hipoalergénicos, que no te irriten la piel (ahora la tienes mucho más sensible).
  • Aprovecha la ocasión para estirar las piernas y si es normal que se te hinchen, mantenlas un poco elevadas.
  • Si tienes picores (se deben no sólo al estiramiento de la piel, sino también a una pequeña alteración del hígado, originada por la acción de unas hormonas llamadas estrógenos), prueba a echar en el agua seis o siete cucharadas soperas de harina fina de maíz (tiene efectos calmantes).
  • Procura no permanecer en remojo más de 10 minutos (no te relajarías) ni más de 20 (podrías quedarte fría).
Si optas por la ducha:
  • Sigue los consejos anteriores
  • Aplicarte el chorro fuerte de agua caliente sobre una zona que tengas dolorida (el cuello, los riñones…) produce el mismo efecto calmante que una manta eléctrica.
  • Puedes alternar los chorros de agua fría con los de agua caliente, desde los pies hasta la cabeza, moviendo la alcachofa de la ducha en forma de círculos ascendentes. Otra opción que mejorará tu riego es aplicarte el chorro de agua fría en las piernas, desde los tobillos hasta los muslos.
Después del baño o ducha:
  • Sécate muy bien, especialmente la zona vaginal (la humedad favorece la proliferación de los hongos) y date una crema hidratante que ayude a tu piel a mantenerse elástica.
  • Por último aplícate una crema antiestrías en las zonas de la piel que más se estiran: el vientre, los muslos y los senos, preservando las areolas.
Queda prohibida la SAUNA durante todo el embarazo.

Parte de: http://www.crecerfeliz.es/

Anuncios

¿Se debe preparar el pecho para la lactancia antes de que nazca el bebé?


 La sensibilidad en los pechos es uno de los primeros síntomas del embarazo. Los cambios hormonales durante el embarazo producen un mayor flujo sanguíneo y cambios en los tejidos mamarios, lo cual puede hacer que se noten los pechos hinchados, doloridos, con hormigueo y más sensibles al tacto que de costumbre. Algunas mujeres describen esta sensación como una versión exagerada de lo que se siente en los pechos antes de menstruar.

¿Se debe preparar el pecho para la lactancia antes de que nazca el bebé?:

La lactancia es un acto instintivo y natural y, como tal, no requiere ningún tipo de preparación previatipos-de-pezones para que se pueda desarrollar con éxito. Los especialistas reconocen que no está demostrada la eficacia de ninguna de las intervenciones o maniobras que se suelen proponer ante la lactancia. La aplicación de masajes y cremas durante el embarazo y la exploración previa del pecho pueden ser incluso contraproducentes, tal y como se explica en este artículo. Por eso, la mejor preparación es siempre la información.

En algunos casos se “sugiere” a las futuras mamás que se exploren los pechos antes de dar a luz, con el fin de detectar posibles problemas que pudieran dificultar la lactancia (como la persistencia de pezones planos o invertidos), y así poder tratarlo con antelación. Sin embargo, la Guía de la Asociación Española de Pediatría afirma que los estudios clínicos demuestran que estas maniobras facilitadoras no son efectivas ” y no mejoran los resultados de la lactancia”. Incluso indica que “pueden acarrear efectos indeseables, como amenaza de parto prematuro“.

En resumen:

  • Los masajes en el pecho durante el embarazo pueden provocar la liberación de oxitocina e inducir al parto.
  • Las cremas o pomadas en los pezones no previenen la aparición de grietas: este problema se debe a una mala postura al amamantar.
  • Las medidas para tratar los pezones invertidos o planos durante el embarazo son ineficaces y pueden provocar falta de confianza en la embarazada.
  • Observar cómo dan el pecho otras mamás, así como recibir la información adecuada, es la mejor preparación para la lactancia.

Parte de: http://www.consumer.es/

Parto respetado: ¿qué es?


El concepto de “normalidad” en el parto y en el nacimiento no está estandarizado. En los últimos años, en los países desarrollados,  se han estado usando prácticas para iniciar, parto humanizadoaumentar, acelerar, regular o monitorizar el proceso fisiológico del parto, con el propósito de mejorar el desenlace para las madres y sus hijos. Con el pretexto de tratar de mejorar los servicios de maternidad se acude, en muchas ocasiones, a intervenciones innecesarias como: la cesárea, la episiotomía, la rotura artificial de membranas, la aplicación de oxitocina, anestesia epidural …, etc.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) el parto debe ser:

1. Un plan personal que determine dónde y por quién será atendido el parto, realizado con la mujer durante el embarazo, dado a conocer a su pareja y, si procede, a su familia.

2. Valoración del riesgo del embarazo durante la atención prenatal y en cada visita al sistema de salud y en el primer contacto con la persona que va a asistir todo el trabajo de parto.

3. Seguimiento del bienestar físico y emocional de la mujer durante el parto y el posparto.

4. Ofrecer líquidos por vía oral durante el parto.

5. Respeto a la elección informada de la mujer del lugar del parto.

6. Proporcionar los cuidados del parto en el lugar más cercano a su entorno, donde el nacimiento sea factible y seguro, y donde la mujer se sienta más segura y confiada.

7. Respeto del derecho de la mujer a la intimidad en el lugar del parto.

8. Apoyo afectivo de los asistentes durante el parto.

9. Respeto a la elección de los acompañantes de la mujer durante el parto.

10. Dar a la mujer tantas informaciones y explicaciones como desee.

11. Métodos no invasivos ni farmacológicos de alivio del dolor durante la dilatación, como el masaje y las técnicas de relajación.

12. Monitorización fetal con auscultación intermitente.

13. Uso único de material desechable y esterilización apropiada del material reutilizable que se emplea durante la dilatación y el parto.

14. Uso de guantes en los tactos vaginales durante el nacimiento del bebé y el manejo de la placenta.

15. Libertad de posición y movimientos durante todo el parto.

16. Estímulo a evitar la posición en decúbito supino durante el parto. (3.2 y 4.6)

17. Seguimiento cuidadoso del progreso del parto, por ejemplo, con el uso del partograma de la OMS.

18. Uso profiláctico de oxitocina en la tercera fase del parto en la mujer con riesgo de hemorragia posparto, o en peligro por la pérdida de una pequeña cantidad de sangre.

19. Esterilidad al cortar el cordón.

20. Prevención de hipotermia en el recién nacido.

21. Contacto inmediato piel con piel de la madre y el hijo, y apoyo al inicio de la lactancia en la primera hora después del parto, de acuerdo con las orientaciones de la OMS sobre lactancia.

22. Examen sistemático de la placenta y las membranas.

Adjunto el documento de la OMS: “Cuidados en el parto normal: una guía práctica” para las que queráis la información completa.

Parte de: http://www.serpadres.es/

¿Qué es la episiotomía?


Es una pequeña incisión de pocos centímetros que realiza el partero o la comadrona en el momento del parto para que el bebé pueda salir con más facilidad del vientre de la madre. Se opera en uno de los lados de la vulva cuando la mujer empuja y el bebé sale aprovechando una de las contracciones. Es una intervención que no suele ser dolorosa aun cuando a la mamá no se le ha inyectado la epidural (es la introducción de anestésico local en la parte más inferior de la médula espinal, bloqueando así, las terminaciones nerviosas en su salida de la médula).

La episiotomía sólo está indicada en circunstancias muy concretas y en los casos en que los desgarros puedan ser importantes y complicados debido al tamaño del bebé, la postura de éste, las caderas estrechas de la mamá o la necesidad de utilizar fórceps.

La sensibilidad de la cicatriz dura algunas semanas (este período puede variar en función de la mujer y del tipo de cicatriz). La sutura tarda más o menos un mes en cicatrizar pero la zona podría seguir endurecida varios meses más.

Tras la cicatrización, se pueden mantener relaciones sexuales siempre que no se sufra dolor en la zona. Si éste persiste con las menstruaciones posteriores, consulta a tu médico.

De: Enfemenino.com

¿Qué es el watsu?


Watsu es la unión de dos palabras: Water (agua) y Shiatsu (milenaria técnica japonesa que apoya procesos de sanación), es decir Shiatsu en el agua.

Se realiza teniendo el cuerpo sumergido en el agua. El contacto con este medio genera entonces una libertad de movimientos que hace que esta técnica de masaje sea una de las más relajantes que existe. Podemos decir, en su nivel mas simple, que es un masaje flotante.

Nació en los años 80 en el norte de California y se trata de un estilo de gimnasia acuática pasiva que se realiza normalmente en una piscina a una temperatura de 35 °C. Su fundador, Harold Dull, maestro de shiatsu, elaboró una serie de movimientos de balanceo, distensión, estiramiento y acupresión (basada en los meridianos de la acupuntura china) con el objetivo de lograr una relajación profunda.  Es por esto que, este método, puede ayudar a las futuras mamás a mejorar las condiciones del parto gracias a beneficiosos ejercicios de respiración, de eliminación de rigidez muscular y de liberación de tensiones.

En el embarazo esta técnica alivia molestias y temores, corrige la postura y estrecha los vínculos entre la madre y el bebéal realizarse con los oídos dentro del agua y los ojos cerrados. Esto hace que los estímulos externos disminuyan muchísimo y aumente la atención hacia el interior del cuerpo, estrechándose esta relación.

El Watsu se debe realizar en unas condiciones externas muy cuidadas como son la temperatura del agua, un entorno libre de químicos y los mejores profesionales. Por eso, es una alternativa poco común pero muy valiosa.

Esta innovadora técnica de relajación corporal profunda se practica en piscinas de agua caliente, spas o piscinas privadas y seduce a las futuras mamás gracias a la sensación de ligereza, confianza y seguridad que proporciona. Se trata de un baile lento de casi una hora de duración en la que la persona se deja mecer por un terapeuta diplomado, un fisioterapeuta, una comadrona o un entrenador deportivo. La futura mamá se tumba boca arriba mientras que su acompañante la sujeta a la altura de las lumbares y del occipucio dejando las piernas fuera del agua mediante la ayuda de pequeños flotadores. La sesión de watsu se compone de movimientos de balanceo, estiramientos para liberar las tensiones musculares y articulares y acupresión para estimular la energía interna. Está contraindicado en pacientes con problemas circulatorias, cardiacos, de hernia discal o con trastornos epilépticos así como en personas con fobia al agua o que presenten una infección o herida abierta.

Part de: http://www.valle36.es/ y http://bebe.doctissimo.es.

¿Qué es la episiotomía?


Es una pequeña incisión de pocos centímetros que realiza el partero o la comadrona en el momento del parto para que el bebé pueda salir con más facilidad del vientre de la madre. Se opera en uno de los lados de la vulva cuando la mujer empuja y el bebé sale aprovechando una de las contracciones. Es una intervención que no suele ser dolorosa aun cuando a la mamá no se le ha inyectado la epidural (es la introducción de anestésico local en la parte más inferior de la médula espinal, bloqueando así, las terminaciones nerviosas en su salida de la médula).

La episiotomía sólo está indicada en circunstancias muy concretas y en los casos en que los desgarros puedan ser importantes y complicados debido al tamaño del bebé, la postura de éste, las caderas estrechas de la mamá o la necesidad de utilizar fórceps.

La sensibilidad de la cicatriz dura algunas semanas (este período puede variar en función de la mujer y del tipo de cicatriz). La sutura tarda más o menos un mes en cicatrizar pero la zona podría seguir endurecida varios meses más.

Tras la cicatrización, se pueden mantener relaciones sexuales siempre que no se sufra dolor en la zona. Si éste persiste con las menstruaciones posteriores, consulta a tu médico.


De: Enfemenino.com