Estilo moderno decorativo


El estilo decorativo moderno se caracteriza por las líneas rectas, cuna-harmony GRISsuperficies lisas y la organización, se trata de un estilo fundamentalmente práctico y funcional para gente que no dispone de tiempo para preocuparse y ocuparse del polvo de los ornamentos y de un montón de objetos innecesarios por todas partes. Sus principios son parecidos a los del minimalismo, esto quiere decir que para un dormitorio infantil moderno debemos huir de la recarga y de los elementos de relleno y centrarnos solo en los elementos esenciales y en el orden del espacio.

Se basa en un mobiliario simple, en tonos oscuros de maderas o negro, que dan un toque de sofisticación y elegancia a las habitaciones. También los colores crudos, blancos y los tonos de rojo forman parte de la paleta moderna, ayudando a destacar las líneas rectas de los muebles que se convierten además en la esencia de la decoración.

No admite demasiados objetos decorativos, sino por el contrario, solo unos pocos, muy bien seleccionados, exclusivos y ubicados estratégicamente en cada habitación.

Consejos básicos:

  • Las maderas lacadas, aglomeradas o contrachapadas, el vidrio (metacrilatos enmoderno 2 MICUNA-WEBMUEBLE-46327-M-1 caso de ambientes infantiles), el metal o la piel son sus materiales estrella.
  • La combinación de todos los materiales es otra de las claves a tener presente.
  • La claridad de un espacio moderno es esencial y para ello potenciaremos la entrada de luz natural y el color claro en la estancia. Para lo primero, como decimos potencia al máximo la luz natural a través de tus ventanas. Y para cuando llegue la noche, usaremos halógenos de luz blanca.
  • En cuanto al color, usaremos tonos blancos, grises o beiges, y a partir de ahí introduciremos color y vitalidad a través de los complementos. La elección de los colores es personal (siempre y cuando combinen bien, claro), pero nunca usaremos más de tres colores.
  • Tampoco debemos abusar de los accesorios ya que este estilo es eminentemente práctico. Los elementos deben estar muy escogidos y que “brillen” con luz propia, cada elemento debe convertirse en protagonista de su zona de forma que no haya otro elemento cerca que compita por la “popularidad”.
  • Podemos pintar las paredes formando paneles de diferentes colores o todas las paredes en tonos lisos dentro de la paleta de los tonos que pongamos en la habitación: grises, blancos, beiges.

El estilo moderno es muy versátil, adaptable a diferentes gustos únicamente hay que tener buen gusto y criterio para realizar las combinaciones adecuadas.

estilo moderno

Parte de: http://bloghogar.com/, http://www.decopasion.com/

Anuncios

Las luces de compañía


bebes-llorando-de-nocheEl miedo a la oscuridad se considera un temor evolutivo, una etapa normal dentro del desarrollo de los niños. De hecho, uno de cada tres niños de entre 3 y 5 años la teme. Esto no significa que no haya que hacer nada al respecto: se debe ayudar al niño a superarlo, con el fin de que la noche sea un momento de descanso y no derive en fobias más graves y en un drama para los padres.

Noukie's

Pincha encima de la imagen para conocer Noukie’s

Es recomendable dejar encendida una  luz muy tenue (luz de compañía) que casi no ilumine pero que sí deje algo de claridad en la habitación. Puede ser una lámpara o bien apliques que se colocan en la pared.

Las luces de compañía o muñecos con luz, emiten una suave luz tranquilizadora que conforta al bebé. Estas luces emiten un suave destello que ayudan al niño a no tener miedo pero a la vez le permiten dormirse. Podríamos decir que es una gran compañera de sueños.

Una habitación completamente a oscuras puede asustar a nuestro hijo. Para evitarlo, mientras aún sea muy pequeño, y que no tenga miedo cuando comience a dormir solo en su habitación, es recomendable usar este tipo de luces que se mantiene encendida por la noche y emite una iluminación tenue y relajante que le ayude a asociar oscuridad con relajación y tranquilidad de forma que sin molestarle, le ayude a dormir. Muchas se encienden y apagan según la luz ambiental, no se calientan y duran mucho tiempo sin necesidad de recambio. Algunas van acompañadas por mandos a distancia para que, sin necesidad de entrar a la habitación, puedan ser reguladas por los padres.

Otro uso muy práctico es que las mamás pueden dar el pecho a los bebés sin necesidad de encender la luz de la habitación, así no se espabilan.

Para los padres este tipo de luces son una excelente idea. Las personas que las han probado comentan que han sido para ellas un elemento de apoyo imprescindible para acabar con las pesadillas y los temores nocturnos de sus niños más mayores y la tranquilidad y el bienestar para sus niños más pequeños, por lo que, como veis,  es algo que se usa durante un largo período de tiempo.

 3214253

Una luz de compañía puede ser la diferencia entre un bebé o un niño llorando toda la noche y un bebé o un niño que duerma plácidamente.

Dejar una luz tenue no implica que los adultos enciendan la luz principal de la habitación del niño cuando se ponga a llorar. Si el pequeño se despierta asustado en mitad de la noche y llora o llama a los mayores, hay que tranquilizarle sin encender las luces.

La luz encendida alimentará el problema, pues ratificará la idea de que la oscuridad da miedo y que, por el contrario, la luz lo quita.

Valeria


Es un nombre de origen latín y su significado es sana y valerosa.

Fue el nombre de una antigua gens romana (grupo de familias) a la cual perteneció el cónsul de Roma Publio Valerio Publícola (s IV a C.).

Este nombre se difundió gracias al culto de varios santos y santas, entre los que se encuentra un anacoreta español del Bierzo (festividad 16 de noviembre).

En España, tradicionalmente, ha sido más popular la variante Valeriana, en la actualidad poco usada por resultar “antigua”.

El nombre de Valeria ha subido en popularidad muy rápidamente en los últimos 10 años en España. Puede que esta popularización se deba a la fama de la modelo Valeria Mazza, o a las influencias recibidas desde Hispanoamérica, donde este nombre ha sido más frecuente. Sea cual sea el motivo, lo cierto es que Valeria sigue escalando puestos y ya se encuentra entre los 50 nombres de niña más impuesto.

Se celebra el día 14 de Mayo.

Los juguetes para bebés


En la actualidad tenemos acceso a infinidad de muñecos y juguetes para bebés pero ¿son todos seguros?. Para aclarar este punto es importante saber qué dice la normativa comunitaria europea que garantiza la libre circulación de producto por toda la unión, siempre que cumplan unos requisitos imprescindibles para la salud y seguridad de nuestros bebés cuando son manipulados por ellos.

¿Qué regula la normativa europea?

Los usuarios de juguetes y las terceras personas deberán quedar protegidos, en circunstancias de uso normal o riesgos para la salud y las lesiones corporales. Se trata de riesgos:

  • Debidos a la concepción, construcción o la composición del juguete.
  • Inherentes al uso del juguete y que no pueden eliminarse modificando la construcción o composición de éste sin alterar su función o privarle de sus propiedades esenciales.
  • El grado de riesgo presente en el uso de un juguete debe estar en proporción con la capacidad de los usuarios y, en su caso, de las personas que los cuidan para hacer frente a dicho riesgo. Este es el caso especialmente de los juguetes que, por sus funciones, dimensiones y características, se destinen al uso de niños menores de treinta y seis meses.
  • Para respetar este principio se debe especificar, siempre que sea necesario, la edad mínima de los usuarios de los juguetes y/o la necesidad de que se usen solamente bajo la vigilancia de un adulto.
  • Las etiquetas y/o envases de los juguetes, así como las instrucciones que les acompañan deben alertar, de forma eficaz y completa, a los usuarios y/o a sus cuidadores acerca de los riesgos que puede entrañar su uso y de la forma de evitarlos.

Los juguetes deberán ir acompañados de indicaciones claramente legibles y adecuadas que permitan reducir los riesgos que entrañe su uso.

Ningún juguete podrá comercializarse si no va provisto del “marcado CE”. La aparición de este distintivo en el etiquetado del juguete determina que el juguete sigue las normas de seguridad que le son aplicables.

¿Cómo comprobamos si un juguete cumple la normativa?

En la etiqueta, el fabricante, ha de proporcionar la siguiente información, en lugar visible:

  • La marca CE, legible e indeleble.
  • El nombre
  • La marca
  • La dirección del fabricante
  • Información sobre el uso y montaje en castellano
  • Las advertencias sobre los riesgos que puede producir el empleo de juguetes y la manera de evitarlos
  • Edad mínima de uso, si es necesario, para evitar riesgos.
  • Los juguetes deben estar fabricados de tal modo que eviten lesiones a los niños y deben ser resistentes a roturas o deformaciones.
  • Los bordes accesibles, salientes, cuerdas, cables y fijaciones de los juguetes estar hechos de tal modo que el contacto con ellos no provoque daños corporales. Para evitar riesgo de asfixia o estrangulamiento, los juguetes para niños de menos de 36 meses, así como sus componentes y las partes del juguete que puedan separarse, deben ser lo suficientemente grandes como para evitar que sean ingeridos o inhalados.
  • Los juguetes no deben ser un peligroso elemento inflamable en el ambiente del niño, deben cumplir ciertos requisitos, como que no se quemen al estar expuestos a una llama o chispa, que no sean fácilmente inflamables o que si arden, lo hagan lentamente.
  • Sobre las propiedades químicas, los juguetes deberán estar diseñados y fabricados de tal modo que su ingestión, inhalación, contacto con la piel o los ojos no presenten riesgos para la salud.
  • Ningún juguete puede ser explosivo, tóxico o radiactivo. En el caso de utilizar electricidad, deben estar aislados y protegidos de manera adecuada para evitar riesgos en contacto con cables conectados.

Debemos ser responsables y adquirir SIEMPRE juguetes que pasen las normas de seguridad certificadas por empresas especializadas.

¿Qué colchón de cuna compro?


Nuestro bebé pasará unas 16 horas de media sobre su colchón de cuna en el transcurso de su primer año de vida, algo necesario para su correcto desarrollo. En el colchón, por lo tanto terminará de formarse, por lo que debe ser el soporte adecuado para que ese proceso sea perfecto.

     Los bebés nacen con la columna vertebral en forma de “C” a causa de la estrechez del útero, a lo largo de los meses,  irán reforzando su zona lumbar, su musculatura, sus ligamentos, etc. Entre el décimo y el decimocuarto mes, la columna vertebral consigue su forma final de “doble S”.

     La postura de “ranita” o las piernas en forma de “croissant” que es inherente a los bebés cuando están tumbados horizontalmente, no favorece la correcta posición, ni de la cadera, ni de la columna. Esta posición no solo afecta a su cadera y columna, sino que, al mismo tiempo, cierra su esfínter anal imposibilitando la expulsión de gases y por consiguiente, los lloros por exceso de gases o cólicos del lactante.

Los bebés tampoco están adaptados para dormir horizontalmente, por lo que en ciertas ocasiones, somos los precursores de que aparezcan patologías leves que se resolverían sin ningún problema al modificar la posición en su sueño.

En el 80% de las consultas que se hacen al pediatra por un problema de reflujo, podríamos evitarlas si nuestro bebé quedase semi incorporado en la cuna. El 80 % de los casos con este problema, son casos leves que se resolverían y no causarían a preocupación a los padres por este problema . El resto de casos graves, será el pediatra o gastroenterólogo quien decida el tratamiento. Pero aun siendo un caso grave y siguiendo el tratamiento de nuestro especialista, pediatra o gastroenterólogo , nos recomendará incorporar al bebé para aliviar la sintomatología de el reflujo.

En referencia a los pulmones, en los problemas como bronquiolitis, asma o cualquier otro problema respiratorio, el especialista nos recomendará incorporar al bebé para que pueda respirar mejor.

    En consecuencia, una correcta postura a la hora de dormir del bebé, favorecerá su desarrollo físico y nos evitará en muchos casos preocupaciones y noches sin poder dormir.

     ¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de elegir?

  • Los mejores colchones para cunas son los que hacen que el cuerpo del bebé descanse plácidamente sin ejercer puntos de presión como podría ocurrir con los muelles, y que no sea demasiado blando para que pueda moverse y no se hunda en él.
  • Es importante elegir bien el material del colchón, que resulte higiénico, transpirable, que favorezca la temperatura del cuerpo y sea cómodo.
  • Debemos considerar que el peso del bebé determina que el material nos de un buen resultado.
  • También hay que tener en cuenta que sea antialérgico, ya que los años de uso de un colchón aumentan la acumulación de polvo, restos de saliva, orina y leche, y favorece el cultivo de bacterias potencialmente peligrosas.
  • Lo ideal es que entre el colchón y la cuna no quepa más de un dedo aproximadamente para poder cambiar las sábanas con facilidad pero sin peligro para el niño.

Tipos de colchones:

Colchones de gomaespuma: Fabricados de poliéster o de poliéter, pesan menos que los colchones de muelles y son más económicos. Están disponibles en diversos grosores, aunque mayor o menor grosor no es indicativo de mayor calidad, lo más importante es su densidad: los mejores colchones de gomaespuma son muy densos.

Colchones de muelles: Los fabricantes de este tipo de colchones equiparan la cantidad de muelles con la firmeza en general. Factores como la cantidad de vueltas de cada resorte y el temple del alambre también contribuyen a la firmeza. Es una buena idea buscar colchones con un mínimo de 150 muelles.

Colchón de látex: Hay muchos tipos de látex, pero si este es de calidad, ofrece al bebé una buena firmeza pero en contrapartida desprende un exceso de calor al cuerpo del bebé haciendo que pueda llegar a sudar. Este tipo de colchones debe además ser ventilado frecuentemente ya que absorbe la humedad desprendida por el cuerpo llegando a proliferar hongos y bacterias. Además hay que añadir que hay bebés que tienen (como algunos adultos) alergia al látex.

Colchones de viscolástica: Disminuye la presión y distribuye el peso uniformemente por toda la superficie ofreciendo un buen apoyo. Dan demasiado calor aumentando la sudoración.

Colchones con compuestos de fibra de coco: Estos colchones pueden combinarse con muelles, viscoelástica, látex.. La principal ventaja es que aportan una protección extra al absorber la humedad y tener una buena transpiración y evitan la proliferación de hongos, bacterias y ácaros. El inconveniente es que no ofrece un buen apoyo, ya que no recupera al 100% su forma y que, con su uso, van generando algo de polvo.

Sistema de descanso S.E.D.A. CONFORT: Su estructura y disposición de las fibras hace que el aire pase libremente evitando que el cuerpo que está en contacto coja calor. Podríamos decir que mantiene el cuerpo a una temperatura óptima gracias a la cámara de aire que produce la estructura de doble frontura. El tejido GES 3D del que está compuesto tiene, en su parte posterior, una pelicula de PU (antialérgico, antibacterias, antiácaros) transpirable e impermeable, lo que protegerá el colchón de cualquier pequeño accidente. Incorpora una cuña, semi rulo, sujetadores laterales para que, al incorporar al bebé, se haga de una forma segura evitando que se escurra o se deslice lateralmente de la posición recomendada.

Como he dicho antes, en la mayoría de las ocasiones, y sobre todo cuando existe una patología,  los pediatras recomiendan incorporar al bebé un poco tanto en casa como en el hospital, la mayoría de las veces utilizamos toallas para elevar el colchón, colocándolas también a los lados y a los pies.

En resumen, según las recomendaciones de los pediatras, incorporar al bebé le ayuda, en la mayoría de las ocasiones porque:

  • Favorece la respiración.
  • Puede evitar regurgitaciones por exceso de leche,. En caso de reflujo está indicado para elevar en 15º y que la cabeza quede por encima del esófago.
  • Favorece una correcta posición de la cadera,
  • Ayuda a no provocar otitis, ya que la inclinación no favorece que el moco en procesos catarrales se desplace hacía el oído pudiéndolo infectar.
  • Reduce el peso de la cabeza del bebé sobre el hueso occipital en más de un 50%.

Los nuevos sistemas de descanso en un  futuro inmediato tendrán que adaptarse a las peculiaridades de los bebés y no al contrario,  que los bebés se tengan que adaptar a dormir horizontalmente sin ser esta una postura natural para ellos.

Actualmente la firma Micuna, incorpora al mercado un nuevo colchón fabricado, al igual que el S.E.D.A. CONFORT, en espuma HR (hight resilence) que tiene como propiedades fundamentales:

  • Ser respetuosa con el medio ambiente.
  • Fabricada con productos no nocivos para los seres vivos.
  • Ser auto extinguible al fuego.

Este colchón aparece para complementar el SISTEMA RELAX que incorporan las cunas de Micuna con objeto de aportar mayor seguridad y confort al bebé. Dicho sistema aporta a la cuna 2 posiciones de elevación del somier por el cabezal de la cuna: 7º  y 10º.

sistema relax micuna

Existen opciones alternativas a los protectores acolchados o “chichoneras”, hay firmas que cuentan con packs de protectores de barrotes de cuna que dejan correr el aire importante para prevenir la muerte súbita del lactante.

Protector de barrotes

Consejos de expertos (colchoneros) sobre el envasado de colchones:

  • “Comprar un colchón enrollado o envasado al vacío, implica comprar un producto poco transpirable, de dudosa adaptación (dada su alta densidad), además que se expondrá más a la inhalación de los diferentes disolventes con los que está fabricado.”
  • “Existen colchones en el mercado que se venden envasados al vacío, en este sentido hemos de tener en cuenta que un producto con más de tres meses envasado al vacío puede resultar dañado una vez abierto. Por eso debemos mirar la fecha de envasado del producto en la tienda.”
  • Uno de los riesgos de comprar productos envasados al vacío, en este caso un colchón, es que, al tener que esperar a que recupere su forma para poder usarlo, (proceso que puede variar entre unas horas y varios días), usted no puede comprobar el estado de la mercancía en el momento de la recepción y podrían surgir inconvenientes.