Víctor


Bill y Bono

El nombre Víctor es masculino, proviene del latín victor, su significado hace referencia a una cualidad “Aquel que es vencedor” o “Aquel que es un Victorioso“. Ha dado lugar a otros nombres como Victorio, Victorino, Victoriano. También comparte raiz con vincens de la que quedan Vicente y Vicencio (adaptación del italiano Vincenzo). Todos proceden del verbo vincere (vencer), la única diferencia entre ambos es que, mientras vincens es la forma del participio presente del verbo, víctor hace referencia a una cualidad permanente.

San Víctor, fue oficial del ejército romano, durante la persecución anticristiana a finales del siglo II; el emperador Máximo llega a Marsella y los cristianos de la ciudad temiendo lo peor se refugian en sus casas. Víctor decide ayudar a los cristianos pero es descubierto por los espías del emperador, lo conducen ante los prefectos Asterio y Eutiquio, quienes tratan de convencerlo para que cambie sus creencias y su fe. Víctor se niega y los prefectos deciden pasearlo por la ciudad atado de pies y manos y recibiendo un fuerte castigo para disuadir a la población. Al ver que no cedía en sus creencias, lo torturan y lo encarcelan. Los soldados encargados de su custodia se convierten al cristianismo, admirados por la fe de Víctor; al enterarse el emperador, ordena decapitar a los soldados en la plaza publica y tortura a Víctor ante la vista de los fieles; rendido por la fortaleza de Víctor decide decapitarlo.

Fue un nombre muy popular durante los primeros siglos del cristianismo, pues de este modo se queria honrar la victoria de Cristo.

Su femenino es Victoria.Su Santo se celebra el día 20 de Marzo.La Iglesia ha elevado a los altares a más de cuarenta santos con el nombre Víctor.

Parte de: http://www.euroresidentes.com

Iria


peluche-babette

En España se cree que Iria procede del griego Iris que significa ‘mensajera de los dioses‘ (de ahí viene «arco iris»), o que es un nombre celta y su traducción ‘tierra laborable‘, o que proviene del euskera iri, ‘villa o población‘, por lo tanto un topónimo convertido en antropónimo.

Según la tradición nórdica, Iria fue una guerrera celta.

En los últimos años se ha extendido mucho este nombre, especialmente en Galicia, debido a la evocación histórica de Iria Flavia, antigua ciudad romana situada en la provincia de La Coruña.

Dado que no existe ninguna santa con este nombre,  se celebra el día de Santa Iris.

Se celebra el 4 de septiembre o el 20 de octubre.