Los cojines de lactancia


corporelax belino

Uno de los artículos que muchas madres no saben si comprar o no es cojín de lactancia. Pueden encontrarse a partir de los 30 € aproximadamente (los más pequeños), llegando a costar como norma unos 50-60 €, llegando algunos hasta cerca de los 100 €. Por este precio muchas embarazadas se preguntan si es necesario. En realidad es un artículo al que se le saca mucho partido y se amortiza rápidamente dada la cantidad de usos que tiene:

  • El cojín de lactancia (cojín maternal o almohada de lactancia) es muy útil para que la futura mamá pueda utilizarlo para dormir más cómodamente antes del nacimiento, suele ser elástico, cómodo y flexible para garantizar el máximo descanso.
  • Permite sujetar al bebé más cómodamente durante la lactancia o al darle el biberón, permitiendo que, mamá y bebé encuentren la postura más cómoda. En la postura clásica de lactancia permite descansar los brazos sobre él, para que no estén en tensión durante toda la toma y da la oportunidad de disponer de un brazo libre. Así, se adopta una posición más relajada, sin forzar la espalda ni sobrecargar las lumbares y las cervicales. El resultado es que tu bebé se encuentra apoyado en una superficie muy agradable, tú te encuentras más cómoda y segura, y ambos disfrutáis de una lactancia más confortable y placentera.
  • Puede usarse como puf para el bebé mientras no se mantenga sentado aún, rodeándolo dentro del parque para amortiguar las pequeñas pérdidas de equilibrio cuando comienza a mantenerse sentado sólo…

Después de toda esta explicación sobre todo, elige el que mejor de adapte a tí.

belino-creaciones-infantiles-cojin-orporelax

¿Cómo comprar una cuna?


amelia aran

Los niños y niñas  pueden dormir en una cuna hasta los dos años y medio aproximadamente  por lo que es importante que reúna básicamente tres características:

  • que sea cómoda
  • que sea segura
  • que sea fácil de usar.

La comodidad y facilidad en el uso son dos requisitos  imprescindibles en un elemento que va a ser utilizado diariamente varias veces al día durante tanto tiempo. Esto implica que las barandillas se suban y bajen fácilmente así como que el somier se pueda subir y bajar según la edad del bebé.

Si la cuna tiene varias posiciones es más útil ya que no debes agacharte tanto cuando es muy pequeño, pero puede bajarse la base para que no salga de la cuna cuando es mayor.

La seguridad tiene un doble objetivo: prevenir accidentes y lograr que el bebé se sienta seguro, pues no hay que olvidar que hasta su nacimiento, durante su sueño, se ha sentido arropado y protegido en el seno materno.

Algunas cunas tienen barras en el todo el perímetro, mientras que otras tienen paredes ciegas. Ambas con seguras, siempre que los espacios entre las barras no sean mayores a 6,5 centímetros, o sea que estén entre 4,5 y 6,5 centímetros.

Toda cuna que entre en nuestra casa debe llevar la etiqueta UE (hay que comprobarlo si nos ofrecen una de segunda mano).

No ha de llevar elementos que el bebé pueda arrancar o clavarse.

La seguridad es extensiva a los adornos. De nada sirve examinar con lupa la seguridad de la cuna si luego colocamos en ella una pegatina que pueda desprenderse o que no cumpla la norma de la UE en pinturas o tóxicos.

La longitud y anchura debe permitir que el bebé pueda tocar las paredes y sentirse arropado (pero no encarcelado):

La altura de los laterales tiene que ser de, al menos 60 centímetros, calculada desde cualquier lugar que sea susceptible de ser utilizado por el bebé para ponerse de pie.

Si dispone de una barandilla móvil, esta debe incorporar un doble seguro de cierre con dispositivo de bloqueo. Si lleva barrotes, estos deben tener los bordes romos, lo más lisos posibles y guardar entre sí una distancia que impida que la cabeza pueda encajarse. Conviene cubrirlos con un protector acolchado.

Debe estar fabricada con materiales atóxicos esto es aplicable a cualquier mobiliario que rodee al bebé.

El somier tiene que ser rígido e indeformable.

En el mercado existen cunas que cumplen estos requisitos y estéticamente son muy bonitas.

coordinado valeria arena