Crianza con apego o crianza natural


Conocido en inglés como Attachment Parenting, la crianza natural o crianza con apego es una corriente basada en los principios de la teoría del apego, término acuñado por el psiquiatra y psicoanalista John Bowlby en la psicología del desarrollo y posteriormente por el pediatra William Sears .

crianza naturalSegún la teoría del apego el niño tiene tendencia a buscar proximidad con una persona y sentirse seguro cuando esa persona está presente. Creando un fuerte enlace emocional de los padres con los hijos durante la infancia, también conocido como apego seguro, es precursor del desarrollo de una personalidad segura e independiente, un buen comportamiento, independencia, y relaciones buenas y sanas. Este tipo de crianza tendrá efectos positivos durante toda la niñez, adolescencia y adultez.

Según la teoría de Bowlby, el apego se considera parte de un sistema biológico y los niños están naturalmente unidos a sus padres porque son seres sociables, no simplemente porque necesitan a otras personas para satisfacer sus deseos; el apego es parte normal del desarrollo del niño.

Desarrollado por William Sears y su esposa Martha, se describe como  un estilo de cuidar al niño muy sensible, creativo (siguiendo sus instintos para responder a las necesidades de su hijo)  y atento. Promueve la crianza de los hijos a través de una cercanía tanto física como emocional.

Se trata de conocer al bebé desde su primer día de nacido y responder a lo que el instinto y el conocimiento nos dicta como correctos. Por eso, existen infinitas variantes en este tipo de crianza. Cada padre desarrolla su propio y singular estilo de crianza.

La Crianza Natural o Crianza del Apego tiene las siguiente 8 metas principales a seguir:

  1. Preparación para el embarazo, el nacimiento y la labor como padres.
  2. Alimentación con amor y respeto.
  3. Responder con sensibilidad.
  4. Utilizar la crianza de apego.
  5. Incluir la crianza también durante las noches.
  6. Proporcionar el cuidado cariñoso constante.
  7. Practicar la disciplina positiva.
  8. Esforzarse para un equilibrio en la vida personal y familiar

Algunos padres afines a la crianza con apego también eligen vivir una forma de vida familiar natural, tal como el parto natural, el nacimiento en casa, criar en casa, educación en el hogar, aprendizaje natural, el movimiento anti-circuncisión, ligas para la libertad de vacunación, porteo, salud natural, movimientos de cooperativa y consumo de alimentos orgánicos.

En España los máximos representantes y pioneros en la crianza con apego son el doctor CarlosCODODO - minicuna colecho González con su libro “Bésame mucho, cómo criar a tus hijos con amor”, la psicóloga Rosa Jové con su libro “Dormir sin lágrimas” y varias publicaciones más sobre la importancia de la lactancia materna, tanto para el desarrollo físico como emocional del bebé. Ha colaborado en la difusión del apego en las relaciones madre/niño. Dando una alternativa a la corriente mayoritaria.

La Asociación Española de Pediatría anima a los padres a realizar una lactancia prolongada, tal como aconseja la OMS porque proporciona al bebé la nutrición óptima y promueve un sistema inmunológico saludable, además éste sigue en contacto directo con la madre, aún fuera del útero.

También la Asociación Española de Pediatría ofrece a través de su página diversa información sobre el colecho, clasificándolo como una práctica beneficiosa tanto para la lactancia como para crear un “vínculo seguro” con el bebé, siempre y cuando se realice en forma segura.

De: http://www.asociacionsina.org/ , Wikipedia,

Las minicunas y moisés


MO-1616 LAC. BCO. - VESTIDURA

Un recien nacido duerme entre 14 y 16 horas al día. Tanto la minicuna como el moisés son su cama ideal, ya que al ser más pequeños que la cuna, el bebé se siente más arropado y seguro y le ayudan a sentir los límites y conciliar el sueño. Los recien nacidos normalmente no se encuentran cómodos en espacios abiertos.

Además, a la hora de tener cerca a nuestro bebé es más fácil hacerlo con un artículo de dimensiones más pequeñas y después, llegado el momento, pasarlo a la cuna.

Para elegir una minicuna o un moisés hay que tener en cuenta que cumplan las siguientes características:

  • Los bordes deben tener una altura mínima de 27,5 cm. para evitar cualquier accidente.
  • Debe tener cuatro ruedas con freno y fácil movilidad.
  • Si la minicuna tiene balancín, éste ha de tener su seguro correspondiente.
  • Como en las cunas, la pintura debe ser no tóxica.
  • Los tejidos deben ser suaves y libres de sustancias nocivas
  • El interior debe ser acolchado (siempre que existan materiales que puedan dañar al bebé alrededor del capazo).
  • El fondo ha de ser rígido y firme para soportar el peso y los movimientos del bebé.

minicuna-smart-fresh-de-micuna

También existen minicunas para practicar el colecho, en concreto la CODODO de Micuna es evolutiva y tiene 13 posiciones para adaptar a cualquier tipo de somier incluso si tenemos un tatami. Tras su uso la podemos convertir en vestidor y posteriormente en escritorio, así permanecerá en el tiempo y no habrá sido una inversión para un periodo corto.

cododo feria

Es MUY IMPORTANTE eligirlos siempre de marca de calidad reconocida y comprobar que en la etiqueta aparece el nombre, la marca comercial, la dirección del fabricante o distribuidor, las advertencias sobre el uso correcto del producto y la norma que lo homologa.

En España la norma que regula los moisés y minicunas es la UNE EN 1130: 1996 (partes 1 y 2), también son correctas las versiones de otros países de la Unión Europea (NF, Francia, BS, British Standard, etc.).

harmony

¿Qué colchón usar?

Ante todo, el colchón debe cumplir los siguientes requisitos:

  • Debe ser transpirable, los plastificados aumentan la temperatura corporal.
  • Debe ser firme sin tener demasiada dureza que ejerza presión sobre el cuerpo del bebé, ni tampoco muy blando haciendo que su cuerpo se hunda.
  • No debe tener cojines ni almohadas sueltos, para evitar la muerte súbita.
  • Existen en el mercado sistemas de descanso para prevenir problemas leves en el desarrollo del bebé como cólicos del lactante, bronquiolitis, plagiocefalia postural, displasia de cadera, etc.

SEDA CONFORT 1

Parte de: http://www.crecerfeliz.es/

¿Qué es el colecho?


foto cododo-mamá

Escribir una leyenda

Actualmente leemos y oímos hablar del colecho pero, ¿qué es exactamente?

El término co-lecho significa compartir la cama con los hijos.

dormir-con-hijos-2 El colecho o cama familiar es una práctica en la que bebés o niños pequeños duermen con uno o los dos progenitores. Aunque existe la creencia de que dormir con los bebés es malo (ya desde más allá incluso de la Edad Media, en muchos casos nacían más hijos de los que se podía alimentar. Entonces, ocurría que “por accidente”, empezaron a morir muchos lactantes “fortuitamente” aplastados por sus progenitores. La Iglesia tomó cartas en el asunto y prohibieron que los hijos durmieran con sus padres para evitar más infanticidios por este método), es cierto que esta práctica tiene multitud de ventajas.

Razones para practicar el colecho:

  • Las investigaciones han mostrado que el colecho promueve los vínculos, regula los patrones de sueño de la madre y su bebé, juega un papel importante al ayudar a la madre a ser más sensible a las necesidades de su bebé, y les da a ambos más oportunidad de un buen descanso.
  • Favorece la lactancia materna por la noche. Los lactantes que comparten lecho con sus madres maman con más frecuencia. La lactancia materna aporta protección inmunitaria extra, entre los 3 y los 6 meses cuando el sistema inmunológico del bebé está en su momento más sensible y el riesgo de muerte súbita es mayor. En países como en Japón, donde el colecho es la norma, el índice de muerte súbita del lactante es uno de los más bajos del mundo.
  • Aumenta los episodios de sueño REM (última fase del sueño en la que una relajación muscular casi total, y una actividad mental similar a la que tenemos cuando estamos despiertos. Por norma general, en esta fase es donde soñamos), lo que disminuye o corrige los episodios de apnea del sueño, peligrosos para el bebé. Breast feeding
  • Menor riesgo de muerte súbita. Aunque este tema está aún bajo investigación, se recomienda que las madres y padres fumadores no duerman con bebés de menos de tres meses por riegos de muerte súbita. Si el colecho aumenta los episodios de sueño REM (lo que disminuye o corrige los episodios de apnea del sueño, peligrosos para el bebé), este riesgo disminuye.
  • El bebé se duerme más fácilmente, incluso en los despertares nocturnos.
  • Sincroniza los ciclos de sueño de la madre y el bebé.
  • Se potencian los vínculos entre padres e hijos.
  • El colecho disminuye el riesgo de SMSL (Síndrome de Muerte Súbita del Lactante). James McKenna, antropólogo de la Universidad de Pomona, ha estudiado el SMSL en diversas culturas concluyendo que el riesgo es hasta diez veces mayor en las culturas en las que los niños no comparten lecho con los padres:

“Estamos de acuerdo con los autores en que hay que tomar precauciones especiales para reducir el riesgo de accidentes catastróficos. Sin embargo, la necesidad de tales precauciones ya no es un argumento en contra del colecho en su totalidad y especialmente el compartir el lecho ya que los accidentes de niños estrangulados, asfixiados o muertos a causa del síndrome de muerte súbita suelen suceder en cunas donde los bebés duermen solos y cuyo sueño no está debidamente supervisado…”
” … Mientras que los peligros específicos estructurales de una cama adulta son importantes, el hecho de que existan no quiere decir
que no puedan ser eliminados ni tampoco que todas las instancias de compartir el lecho sean peligrosas “.

  • Las teorías partidarias afirman que el colecho favorece el desarrollo de la autoestima del infante, y posterior desarrollo de la autonomía personal.

El colecho puede ser una experiencia positiva para la  familia, que no tiene por qué ser peligroso siempre y cuando se tomen las siguientes medidas de seguridad:

  • Los padres fumadores o consumidores de drogas o alcohol, no deben dormir con sus hijos.
  • La ropa de cama debe ser de la misma medida del colchón.
  • El colchón debe ser de la misma medida de la estructura de la cama , especialmente la cabecera.Colecho 1
  • No deben permitirse almohadas o frazadas sueltas cerca de la cara del bebé.
  • No deben permitirse los espacios entre el borde de la  cama y la pared en la que se apoya ya que el bebé podría rodar y quedar atrapado.
  • El colchón debe ser siempre amplio, firme y liso.
  • Asegúrate de que el bebé no puede caerse de la cama o quedar atrapado entre la pared y el colchón.
  • Debes poner al bebé boca arriba.
  • No lo abrigues mucho (al compartir cama la temperatura sube).
  • La ropa de la cama no debe taparle la cabeza, asegúrate de que le llega justo a las axilas. Ten cuidado de que las mantas no sobrecalienten al niño: si al tocarle la nuca notas que suda o está acalorado, quítale ropa. No utilicéis almohadas ni tampoco edredones de plumas.
  • La temperatura ideal de la habitación debe rondar los 18 ºC.
  • Si un hermano mayor comparte también la cama, colócate entre el bebé y el niño.

Inconvenientes para el colecho:

  • Riesgos de asfixia. Se recomienda que padres bajo efectos de drogas o excesivamente obesos no compartan la cama, sobre todo con bebés. Además es recomendable no usar colchones blandos o de agua, almohadas o acolchados.
  • Algunos padres duermen peor cuando duermen con un bebé, sobre todo por los mecanismos de alarma.8431830139394-a1
  • Asociación estrecha de sueño y presencia de los padres, lo que puede dificultar conciliar el sueño del niño en siestas y a la hora de irse a dormir sin los padres.
  • La vida de pareja se resiente.
  • Algunas teorías contrarias al colecho afirman que los niños que lo practican más allá del año se muestran más dependientes de sus padres y tienen una personalidad menos madura. También pueden presentar problemas de socialización, añaden. No se han realizado a día de hoy estudios que lo verifiquen.

Actualmente existen medios para poder practicar el colecho sin riesgos, existen minicunas  y cunas que, colocadas al lado de la cama, permiten el contacto constante de los padres con el bebé.

 De: wikipedia, crianzanatural.com, “Colecho y Lactancia Materna” de M. Jesús Blázquez