Ducharse es mejor que bañarse


bano_durante_el_embarazo1
Esta afirmación es FALSA.
La higiene durante el embarazo es fundamental y no importa si optas por una ducha o por un baño. Muchas mujeres prefieren la ducha porque piensan que el agua puede entrar en el útero, pero éste está cerrado por el tapón mucoso, por lo que no hay peligro.
Quince días antes de la fecha del parto sí que será mejor que te duches en lugar de bañarte, ya que el tapón mucoso puede estar ablandándose. También se recomienda más la ducha cuando se tienen varices porque el calor del agua del baño produce vasodilatación.
En cualquier caso:
Si optas por el baño:
  • El agua debe estar tibia, a unos 30 ºC (más fría aumenta el riesgo de sufrir calambres, y más caliente favorece la aparición de varices). pack-essentials-champu-gel-y-leche-corporal-carelia-petits-1
  • Utiliza geles, jabones y champús neutros e hipoalergénicos, que no te irriten la piel (ahora la tienes mucho más sensible).
  • Aprovecha la ocasión para estirar las piernas y si es normal que se te hinchen, mantenlas un poco elevadas.
  • Si tienes picores (se deben no sólo al estiramiento de la piel, sino también a una pequeña alteración del hígado, originada por la acción de unas hormonas llamadas estrógenos), prueba a echar en el agua seis o siete cucharadas soperas de harina fina de maíz (tiene efectos calmantes).
  • Procura no permanecer en remojo más de 10 minutos (no te relajarías) ni más de 20 (podrías quedarte fría).
Si optas por la ducha:
  • Sigue los consejos anteriores
  • Aplicarte el chorro fuerte de agua caliente sobre una zona que tengas dolorida (el cuello, los riñones…) produce el mismo efecto calmante que una manta eléctrica.
  • Puedes alternar los chorros de agua fría con los de agua caliente, desde los pies hasta la cabeza, moviendo la alcachofa de la ducha en forma de círculos ascendentes. Otra opción que mejorará tu riego es aplicarte el chorro de agua fría en las piernas, desde los tobillos hasta los muslos.
Después del baño o ducha:
  • Sécate muy bien, especialmente la zona vaginal (la humedad favorece la proliferación de los hongos) y date una crema hidratante que ayude a tu piel a mantenerse elástica.
  • Por último aplícate una crema antiestrías en las zonas de la piel que más se estiran: el vientre, los muslos y los senos, preservando las areolas.
Queda prohibida la SAUNA durante todo el embarazo.

Parte de: http://www.crecerfeliz.es/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s